apto para 18+

Las parejas que se acurrucan son más felices

Acurrucarse en pareja

Acurrucarte con tu pareja es rico… ¿Pero podría mejorar tu relación? Una investigación reciente revela los beneficios de acurrucarse para los amantes.

Una vida sexual saludable es buena para tu relación. Y hay muchos estudios que lo respaldan. Pero, ¿y acurrucarse o "apapacharse"? Según la ciencia, es todo tipo de toque afectuoso o amoroso con tu pareja que involucre la mayor parte de sus cuerpos (no cuenta darse la mano o un beso superficial) sin tratarse de sexo.

Estudio del acurrucarse

Acurrucarse es una forma muy común de darse afecto en una relación amorosa. Y sí, ¡te hace bien! Los estudios muestran que acurrucarse tiene beneficios tanto físicos como psicológicos.

¿Pero cuál es su papel en el romance? Hasta ahora, pocos estudios han visto los efectos sobre la pareja de acurrucarse.

Por eso la investigadora Lisa van Raalte reunió a más de 750 personas que estaban en una relación. Estas respondieron cuestionarios en línea con preguntas de cómo, dónde, y por qué se "apapachan" con su pareja. También les preguntó cuán satisfechos estaban acurrucándose y en su relación en general.

Abrazarse, de cucharita, besarse

Para los participantes, una sesión de acurrucarse duraba 45 min. en promedio. Pero con mucha variación: algunos solo aguantaban 10 minutos. Y otros ¡tenían maratones de hasta 5 horas! La mayoría tenía esta intimidad de pareja unas 4 veces por semana, según el estudio.

Ya sea en el sofá viendo TV, o en la cama después de un largo día, para los participantes, acurrucarse incluía abrazarse, apoyarse, hacer cucharita y besarse.

Relajado/a, amado/a y feliz

Acurrucarse era para estas personas una forma de mostrar afecto, sentir cercanía, y reconfortarse – o reconfortar a otro. La investigación también confirmó que normalmente no era sexual. El estudio encontró que una buena sesión de acurrucarse, te hace sentir relajado, amado y feliz.

Es más, hubo un fuerte vínculo entre afecto, toque amoroso y sentirse cercanos a la pareja y estar satisfechos en una relación.

Las reglas de acurrucarse

Hasta aquí, tal vez estés convencido/a de que acurrucarse es bueno para ti y tu pareja. En cuanto a los beneficios, debes tener dos cosas en mente. Primero, es importante que ambos lo propicien. Cuando las cosas son equitativas en términos de quién empieza a acurrucarse, las parejas son más felices y se sienten más cercanas, mostró el estudio. Cuando siempre es el mismo quien quiere acurrucarse, la gente tiende a estar menos satisfecha en su relación.

Cuánto de acurrucos o apapachos es suficiente, en realidad no importa la cantidad, según el estudio. En vez de eso, es cuando sientas que ya tienes suficiente (o más que suficiente) de acurrucarse lo que de verdad importa.

Referencia:
“Mi amor, vuelve a la cama”: Un estudio descriptivo de acurrucarse en relaciones amorosas, Lisa van Raalte, Kory Floyd; Presentada en la conferencia 2016 de la Asociación Internacional para la Investigación en Relaciones (IARR).

¿Necesitas acurrucarte más? ¿Quieres contarlo? Nuestro foro es el lugar indicado, ¡hablemos!

Traducción: Octavio Eguiluz