banana con preservativo
www.shutterstock.com

Condones

El condón es una funda de goma que se coloca sobre el pene e impide que el esperma entre en la vagina.

Es una especie de bolsa con forma de tubo muy delgada y elástica, con una tetilla en la punta para recoger el esperma. (Existen también condones femeninos que se colocan dentro de la vagina, pero en esta sección nos referiremos sólo a los masculinos.)

¿Qué eficacia tienen?

Porcentaje de error:

  • 'Uso normal': 14%
  • 'Uso perfecto': 3%

(Infórmate sobre qué significa el margen de error en el epígrafe)

Ventajas

  • Evitan el embarazo y te protegen contra las enfermedades de transmisión sexual.
  • No necesitas receta médica.
  • Se adquieren fácilmente: los puedes comprar en casi todas las farmacias y supermercados.
  • Tienen pocos efectos secundarios (algunas personas tienen alergia al látex y necesitan utilizar otros medios).
  • Son fáciles de usar.
  • Puedes dejar de utilizarlos en cualquier momento si tú y tu pareja deciden tener hijos.

Desventajas

  • Tienes que usar un condón nuevo cada vez que tengas relaciones sexuales.
  • Se necesita la cooperación de ambos.

Los condones pueden ser de diferentes tamaños, formas y estilos. Pueden ser de látex, poliuretano o de piel de cordero. Los puedes comprar lubricados o sin lubricante. Algunos contienen espermicida. También los hay con sabores, colores y estrías.

¿Cómo funcionan?

Los preservativos evitan el embarazo al impedir que el esperma penetre en la vagina. También los puedes utilizar como protección contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS) cuando practicas sexo oral o anal.

¿Tienes alergia?

  • Los condones de látex son los más eficaces para evitar el embarazo y para protegerte contra las ETS. Pero si tienes alergia al látex, puedes usarlos de poliuretano o de piel de cordero.
  • El poliuretano es la segunda mejor opción tras el látex. Estos condones son un poco más finos y más caros. La ventaja es que con ellos puedes sentir el calor corporal de tu pareja con más facilidad, lo que hace que el contacto sexual sea más íntimo.
  • Los preservativos de poliuretano evitan el embarazo y protegen contra las ETS casi tan bien como los de látex. Pero debido a que son más finos, hay más posibilidades de que se rompan o se salgan durante las relaciones sexuales que los de látex.
  • Los condones de piel de cordero sólo evitan el embarazo, pero no las ETS.
  • Las reacciones alérgicas más comunes y moderadas son la sequedad y el picor. Las más severas van desde una erupción a un shock que puede poner en peligro tu vida.

Espermicidas

Los condones lubricados con espermicida contienen una sustancia química llamada nonoxynol-9. Ésta mata los espermatozoides o, al menos, impide que se muevan.

En algunas personas este tipo de preservativos produce enrojecimiento, picor o irritación. Las mujeres son más propensas a sufrir efectos secundarios a consecuencia del espermicida. También las hace más susceptibles de tener infecciones en el tracto urinario.

Si tus únicas opciones son usar un condón lubricado o no usar condón, es mucho más seguro usar el condón.

¿Cómo se pone un condón masculino?

1.  Abre cuidadosamente el envoltorio.

2.  Pellizca la punta.

3.  Desenrolla el condón a lo largo del pene.

Consejos de seguridad

  • Normalmente hay instrucciones en la caja que explican cómo usar el condón. Léelas atentamente si no estás seguro.
  • Usa cada condón solamente una vez.
  • Los condones tienen una fecha de caducidad impresa en el envoltorio. Asegúrate de que no han caducado.
  • Ponte el condón antes de que el pene entre en contacto con la zona vaginal. El fluido que sale antes de que eyacules puede transmitir ETS. Además puede que hayas liberado algo de esperma que podría dejar embarazada a tu pareja.
  • Si el preservativo tiene una textura quebradiza o rígida, tíralo y ponte uno nuevo, porque los condones quebradizos o rígidos pueden romperse o salirse más fácilmente.
  • Si quieres utilizar lubricante, usa uno que esté hecho a base de agua. La saliva puede servir para este propósito. Evita los lubricantes hechos a base de aceites porque pueden dañar el látex.

Quitarse el condón

1.  Retira el pene antes de que relaje.

2.  Sujeta el preservativo por la base mientras te lo quitas para que no se produzcan salpicaduras.

3.  Envuelve el condón en un pañuelo de papel  y tíralo a la basura. Si lo prefieres le puedes hacer un nudo en la base para que no se salga el esperma. No lo tires al retrete.

¿Qué pasa si se me rompe?

A veces un condón se rompe. Esto puede ocurrir porque no se ajuste a tu medida o simplemente por mala suerte.

Por suerte, casi nunca pasa. Si se usa adecuadamente, por término medio los condones de látex sólo se rompen 4 de cada mil veces. Los de poliuretano en cambio se rompen cuatro de cada cien veces.

Si el preservativo se rompe, es menos eficaz a la hora de prevenir el embarazo y las ETS.

Si te ocurre, interrumpe la actividad sexual y cámbiatelo rápidamente. Una vez roto, cualquier fluido puede haber entrado en la vagina, así que debes considerar la opción de utilizar un anticonceptivo de emergencia.

El anticonceptivo de emergencia, conocido como “la píldora del día después”, se puede tomar hasta 5 días después de haber tenido relaciones sexuales. Cuanto antes te la tomes, más eficaz será.

¿Qué pasa si el condón se sale y no me lo puedo sacar de la vagina?

No te pongas nerviosa. Normalmente lo podrás alcanzar si te metes un dedo en la vagina. Si no, haz una cita con tu médico. Puede ocurrir que el esperma se haya salido del condón, por lo que a lo mejor deberías tomar la píldora del día después.

¿Cómo debo tratar los condones?

Guárdalos en un lugar frío y seco. Evita meterlos en los bolsillos de los pantalones, en la cartera o en la guantera del coche porque el calor podría dañarlos.

Utiliza lubricantes a base de agua con los condones de látex.

Son lubricantes seguros para todo tipo de condones:

  • Astroglide
  • Glicerina
  • Gel lubricante K-Y
  • Lubricantes de silicona
  • Agua
  • Saliva

Entre los lubricantes que no son seguros se encuentran el aceite para bebés, la mantequilla, la crema, las lociones corporales, el aceite de masaje, la vaselina (aceite derivado del petróleo), lociones en base de alcohol, lociones bronceadoras, algunos tipos de cremas para las infecciones de hongos, el aceite para cocinar y ¡la crema batida!

¿Cada cuánto tengo que utilizar un preservativo?

Simplemente cada vez que tengas relaciones sexuales.

¿Cuánto cuestan los condones?

Un condón cuesta aproximadamente 1,5 euros o entre 35 centavos y un dólar. Pero los puedes conseguir gratis en los centros de planificación familiar.

¿Dónde los puedo conseguir?

Los puedes comprar en casi todas las farmacias, supermercados y clínicas de planificación familiar. A veces los venden en máquinas expendedoras en bares y baños públicos. Además, en algunas clínicas de salud te los dan gratis.

Ventajas de usar condones:

  • Es fácil conseguirlos
  • Son una forma barata de protegerse contra el embarazo y las ITS
  • Pesan poco y son desechables
  • No necesitan receta médica
  • Pueden ayudar a mantener la erección durante más tiempo.  Algunas personas dicen que sus relaciones sexuales son mejores con condones porque se pueden concentrar sólo en el placer sexual sin tener que preocuparse por el embarazo o las ETS. Ponerse un condón puede incluso formar parte de los juegos sexuales preliminares.

¿Desventajas?

Aproximadamente el 6 por ciento de las personas que usan condones tienen alergia al látex. Si eres alérgico al látex, puedes usar preservativos de poliuretano o pedirle a tu compañera que use un condón femenino.

Algunas parejas creen que el preservativo reduce el placer sexual. Si te preocupa este tema haz clic aquí para obtener algunos consejos.

Algunos hombres se sienten estresados por el hecho de que tienen que mantener la erección para sujetar el condón. Si tu compañera usa un condón femenino, esto no es un problema.

A veces un hombre se siente tímido o avergonzado respecto al uso del condón, así que practica si crees que te puede pasar a ti. Ponerse un condón puede ser muy sexy y formar parte de los juegos sexuales preliminares.

¿Me protegen contra las ITS?

Sí.

¿Cómo le planteo a mi pareja el uso del condón?

Es importante que hables de los preservativos con tu pareja. Puede que te pongas nerviosa o nervioso, pero piénsalo de esta manera: si eres una chica, ¿no te pondría más nerviosa decirle que estás embarazada? Por otro lado, decirle a tu pareja que tienes una ETS es muy difícil tanto para las chicas como para los chicos. En resumen, ¡vale la pena que hablen sobre ello antes de llegar a estas situaciones!

Puedes preparar de antemano lo que vas a decir. Piensa lo que tu pareja opinará sobre el uso de condones.

 

Comments
Agrega un nuevo comentario

Comment

  • Etiquetas HTML permitidas: <a href hreflang>