Gabriela
Hablemos de Sexo y Amor

Carta a una familia "normal"

Querida familia normal, ya no eres tan normal.

Querida familia normal:

Espero que todo les vaya muy bien, aunque supongo que estás alucinando. ¡Cuánto han cambiado las cosas, ¿no?!

Hace medio siglo estabas rodeada de otras familias como tú. Entendida por PAPÁ + MAMÁ + 2 hijos y 1/2. (Espero que le haya tocado la parte de la cabeza.)

Porque las no-normales vivían en otro lado, lejos, a la sombra. Pronto empezamos con el tema del divorcio, luego con que parejas de distintas razas se podían casar y ahora con que personas del mismo sexo pueden adoptar niños y estos, locura, también tienen que ir a la escuela.

A lo mejor a la misma escuela que tu hijo, familia normal. Y vemos que eso puede ser un shock. Monoparentales, multiétnicas, homo-parentales, internacionales, de distintas culturas – aún así repetimos patrones que no son acordes con nuestra sociedad.

Total, que la gente está haciendo lo que le da la gana sin contar contigo, familia normal. Y eso que sus decisiones son un ataque directo a tu naturaleza. Porque… si la mayoría deja de ser como tú entonces, ¿ya dejas de ser normal? Y ¿cuánto te gusta a ti ser normal, eh?

Lo cierto es que la diversidad, familia normal, no se va a ninguna parte. Ya no entendemos la familia como antes. El concepto es dinámico y cada día saldrán modelos distintos.

Todos nos tenemos que ajustar y cuanto antes lo hagamos menos vamos a sufrir. Intentar dar un poco de nuestro espacio para que alguien se sienta mejor.

Lo sabemos, te estamos pidiendo cambios y sacrificios, familia normal. Pero piensa que un pequeño esfuerzo tuyo es una gran ayuda.

Por favor, no seas la razón por la que estas familias necesiten integración y un esfuerzo extra. Las familias diversas simplemente no pueden luchar solas: para cambiar mentalidad éstas deben estar dispuestas a ser cambiadas. Ya ha habido avances jurídicos y educacionales, pero sin ti, familia normal, no podemos hacer nada.

Porque, ¿sabes quién necesita esto al final? Los niños. Y no es demagogia, la escuela es el principal lugar de integración de la familia diversa y donde realmente se ven las consecuencias. Y la escuela lo está pasando regular y, claro, se le están ocurriendo cosas que a ti te parecerán de locos.

Como no escribir “Felicidades, mamá” para el día de la madre por la cosa de que hay niños sin madre (porque haya ocurrido una desgracia, o porque tengan con dos papás). Y tú te preguntarás, ¿por qué? Si de siempre se ha hecho así, ¡qué tontería!

Bueno, familia normal, a ti te puede parece un cambio grande, pero piénsalo: es bien pequeño. En tu casa normal podrán disfrutar el día de la madre como quieran.

También habrá niños con familias homo-parentales, que estudiarán con tu hijo. Por ello, estaría bien que el niño no escuchara comentarios o chistes homófobos que luego repita a sus compañeros. Incluso si no entiendes la homosexualidad o va en contra de tu religión, ten en cuenta que ese niño no tiene por qué sufrirlo. Aunque no entiendas una relación de dos personas del mismo sexo, ellos o ellas le están dando a un niño sin hogar lo más parecido a lo que tú tienes, familia normal

Y los niños no consideran ningún tipo de familia mejor que otro.

Porque sí, todos queremos ser como tú, familia normal. Queremos lo que tienes tú. Y por eso estamos cambiando lo que es ser normal.

Tú, ¿te unirías a la moción de esta carta? o ¿te parece que Gabriela nuevamente se le pasó la mano? Pero es que entre familias y colores no han escrito los autores. Si saltan preguntas compártelas con nuestras especialistas en El Foro de Hablemos

Comments
Agrega un nuevo comentario

Comment

  • Etiquetas HTML permitidas: <a href hreflang>