cuerpo femenino
www.shutterstock.com

El cuerpo femenino

Tienes los órganos sexuales en el interior y exterior. La palabra vagina se utiliza a menudo para describir los genitales o los órganos sexuales femeninos, pero en realidad es sólo una parte de ellos.

Órganos sexuales externos

Los órganos sexuales externos son lo que se ve en el exterior del cuerpo femenino, entre las piernas: 
 

órganos sexuales externos

La Vagina

La vagina es el conducto entre la vulva (los órganos genitales externos) y la matriz (útero). Por esa parte es por donde el flujo menstrual sale del cuerpo, por donde el pene penetra durante el coito y por donde sale el bebé cuando nace.

 

vagina

La vagina es un conducto muscular revestido por membranas mucosas (piel que produce una secreción húmeda, como el interior de la boca). Este fluido actúa como lubricante durante el sexo, haciéndolo más cómodo y placentero, y sirve de protección contra las infecciones.

Cuando te excitas sexualmente, tu vagina se relaja y produce una secreción. Esto permite la introducción de un pene o un dedo. Ya que la vagina es un músculo, puede relajarse o contraerse, y tú tienes cierto control sobre ella.

Compruébalo tú misma

  • Contrae y relaja tus músculos cuando estás orinando. Puedes controlar la velocidad y la cantidad de orina. Estos músculos son los mismos que se utilizan para contraer la vagina. También los puedes utilizar durante el sexo.
     
  • Toma un espejo y observa la abertura de tu vagina. Usa tus dedos para conocer cómo es.
     
  • Introduce un dedo en tu vagina y comprobarás  que el interior es suave como el interior de tus mejillas y con irregularidades como las del paladar.
     
  • Acaricia tu vagina y tu clítoris. Observa qué es lo que te hace sentir bien,  qué te excita. Así es como puedes llegar al orgasmo. La masturbación (el sexo contigo misma) es una buena manera de descubrir lo que te gusta. Cuanto más conocimiento tengas de lo que te excita, más disfrutarás el sexo con otra persona.

Suelo pélvico

El suelo pélvico lo forman los músculos situados alrededor del ano, la vagina y la abertura uretral, entre el hueso sacro y el coxis.

La pelvis se sitúa debajo del vientre y por encima de la vagina. El coxis se encuentra al final de la columna vertebral, justo por encima del ano.

suelo pélvico

Compruébalo tú misma

  • Contrae y relaja los músculos de tu suelo pélvico. Una manera de experimentar esto es interrumpir el flujo de la orina. Lo puedes hacer tensando los músculos del suelo pélvico.
  • Puedes sentir cómo se contraen y se relajan los músculos alrededor de la vagina con un dedo. Introduce un dedo en tu vagina y tensa los músculos.

La Matriz o útero

La matriz, o el útero, es donde el bebé crece, en el vientre. Es como una bolsa hecha de fuertes músculos en el bajo vientre. Si no estás embarazada, su tamaño varía entre 7,5cm y 10cm. Tiene forma de pera invertida. En el revestimiento interno del útero es dónde un óvulo fecundado puede desarrollarse hasta convertirse en un bebé.  Para poder albergar al bebé, el útero tiene la capacidad de estirarse hasta una longitud de 31cm.

 

La Matriz o Útero

         

 

matriz o utero

La matriz es también el lugar donde la sangre se acumula cuando tienes la regla. Si un óvulo no fecundado se adhiere a las paredes del útero,  el útero se libera del revestimiento de sus paredes y lo expulsa a través de la vagina en forma de sangre.

Ovarios y más

ovarios

Los ovarios se encuentran a cada lado del útero. Producen óvulos y hormonas (estrógenos y progesterona). Los estrógenos son las hormonas que le dan la orden a tu cuerpo de cambiar durante la pubertad, de manera que se desarrollan tus senos y tu maduras sexualmente. Junto con los estrógenos, la progesterona hace que las paredes del útero se vuelvan más gruesas durante la menstruación y el embarazo.

Las trompas de Falopio

Las trompas de Falopio, una a cada lado del útero, conectan los ovarios con el útero. Transportan los óvulos no fecundados desde los ovarios al útero.

trompas de falopio

Óvulos

Todas las chicas nacen con unos 250.000 óvulos no fecundados en sus ovarios. Esto significa que el óvulo que tal vez algún día se convertirá en tu hijo o hija se encuentra ya en alguna parte de tus ovarios cuando naces. Los óvulos son más o menos del tamaño de una cabeza de alfiler.

Ovulación

Cuando alcanzas la pubertad, las hormonas le indican a los ovarios que suelten un óvulo cada mes (aproximadamente cada 28 días). A esto se le llama ovulación. El óvulo se desliza entonces por las trompas de Falopio.

Si un espermatozoide atraviesa el óvulo y lo fecunda,  el óvulo se agarrará a las pared del útero y comenzará a crecer hasta convertirse en un bebé. Si no es fecundado,  simplemente será expulsado a través de tu vagina junto con la sangre durante la menstruación.

Eres más fértil durante la ovulación, es decir, tienes más posibilidades de quedarte embarazada. Esto es 5 días antes o un día después de que la ovulación tenga lugar.

El Cérvix

El cérvix: compruébalo tú misma.

cervix

El cérvix o cuello del útero es la entrada de la matriz. Puedes sentirla si introduces un dedo en la vagina. El cérvix es así en todo su recorrido. Es suave y firme como la punta de tu nariz.

Puede ser difícil de alcanzar si estás excitada, porque en esa situación se desplaza hacia arriba para hacer la vagina más larga.

 

Comments
Hola vilca. Gracias por escribir. No sé si te he entendido bien. ¿Quieres decir que aún con la menopausia precoz sientes que actualmente tu vagina está húmeda? En ese caso, deberías consultar con tu gine para conocer las causas, porque con los cambios hormonales, mas bien la vagina tiene dificultades para lubricar. Pregúntale a tu médico/a a ver a qué se debe. Si tienes mas comentarios, recuerda que nuestro foro está disponible: www.hablemosdesexo.com/forum
Agrega un nuevo comentario

Comment

  • Etiquetas HTML permitidas: <a href hreflang>